Colapsado el servicio de ayuda de Facebook por el hackeo de cuentas

Los profesionales y agencias encontramos cada vez más casos relacionados con el hackeo de cuentas en Facebook e Instagram. Esto provoca que las empresas, influencers y usuarios anónimos demanden más ayuda por parte de las redes sociales.

Una fuente de Facebook admite que la compañía está al 40% de su capacidad de respuesta ante estos casos.

El Covid-19 y las medidas de confinamiento han disparado el uso de las redes sociales entre los usuarios en 2020. El Estado de Alarma ha cambiado totalmente el consumo digital. Un estudio de la compañía Sandvine afirma que las redes sociales, los videojuegos online y las plataformas de video en streaming han concentrado el 80% del tráfico a nivel mundial.

Sin embargo, este incremento notable en el uso de las redes sociales también ha supuesto un incremento en el volumen de consultas por parte de los usuarios de Facebook e Instagram que se están encontrando con problemas relacionados con sus perfiles en redes sociales: desde el hackeo de su cuenta y los problemas para acceder que implica, a publicaciones en su perfil que no reconocen haber hecho ello.

Otras situaciones que encontramos son las reacciones a ciertas publicaciones en su nombre, problemas de suplantación de identidad (especialmente en Instagram), ciberacoso, phishing…, etc.

Las soluciones ante el hackeo de cuentas en Facebook e Instagram no son suficientes, y en ocasiones, ineficaces o incluso inexistentes.

Hasta tal punto se ha producido un incremento en las consultas que esta misma semana Facebook admitía que no da abasto y que está al 40% de nivel de servicio para poder dar respuesta a las incidencias que se producen en su red social

Los países que más sufren en hackeo de cuentas: EEUU, Brasil y España.

Bien es sabido que contactar con las redes sociales no resulta nada sencillo. Por desgracia, no ofrecen un método de comunicación directo con el servicio de atención al cliente o soporte de la compañía.

Esta misma fuente admitió que los países con el servicio de ayuda a usuarios más afectados están siendo EEUU, Brasil y España. 

Influencers y empresas con menos de un millón de seguidores, los más perjudicados por ciberataques y hackeos en Facebook.

El problema se está viendo agravado con situaciones en las que se ha cometido algún tipo de delito y donde recibir una respuesta rápida por parte de la compañía es primordial. Se están sucediendo situaciones de desatención a usuarios, como es el caso de celebridades o empresas que no llegan al millón de seguidores. La red social no considera a estos usuarios como perfiles «top». Pese a sufrir en primera línea las consecuencias de un hackeo de sus cuentas, las plataformas no atienden con urgencia este tipo casos.

La mayoría de los usuarios que han sufrido un hackeo en Facebook son recuperables. Sin embargo, los usuarios con cuentas desactivadas o bloqueadas no pueden optar a esta suerte.

El ciberacoso y la suplantación de identidad son dos situaciones en Facebook e Instagram a las que los influencers se enfrentan en más ocasiones de las que podemos llegar a imaginar. En la mayoría de las ocasiones, se encuentran solos ante la ineficaz respuesta de las redes sociales.

Cabe ver cuánto durará este desbordamiento en los servicios de ayuda a empresas y usuarios, pero más pronto que tarde la compañía de Mark Zuckerberg debería reflexionar seriamente sobre la necesidad de dimensionar estos servicios conforme crece la comunidad de usuarios de sus plataformas…. si no quiere ver cómo éstos acaban cansándose y cerrando definitivamente sus perfiles en Facebook e Instagram.